Algunos hombres pueden alcanzar la excitación sexual, mantener relaciones sexuales, pero son incapaces de llegar al clímax o eyacular. Estos hombres pueden tener un orgasmo realizando una actividad sexual distinta de la estimulación, la masturbación o los sueños eróticos. Si el hombre experimenta un retraso en los orgasmos o le molestan sus relaciones, entonces se le podría diagnosticar un trastorno sexual masculino, también conocido como ogsm masculino inhibido. Muchas parejas felizmente casadas no experimentan orgasmos, por lo que la ausencia de clímax no es suficiente para el diagnóstico. Si no se realiza el diagnóstico, significa que no existe ningún otro trastorno mental no sexual o afección médica que provoque la ausencia de orgasmo.

Trastornos

El trastorno es específico del orgasmo, pero sólo puede diagnosticarse si el orgasmo o la eyaculación están ausentes o retrasados. El trastorno orgásmico masculino puede presentarse como resultado de los primeros encuentros sexuales o después de un funcionamiento normal. Puede ser generalizado a todas las situaciones o puede ser específico de determinados entornos, momentos y actividades. Este trastorno es frecuente en hombres que disfrutan manteniendo relaciones sexuales. Sin embargo, a medida que disminuye el placer, se hace más difícil continuar con la actividad sexual. Algunos hombres seguirán eyaculando hasta 40 minutos, mientras que otros se rendirán. Si el hombre con trastorno orgásmico pretende alcanzar el clímax durante el coito, algunas parejas buscarán asistencia médica por infertilidad.

Un estudio reveló que un tercio de los hombres había fingido el orgasmo. Aunque el trastorno orgásmico puede causar problemas conyugales, es más frecuente que sea el resultado de conflictos matrimoniales. El trastorno orgásmico puede deberse a varias causas, como el abuso de drogas o problemas médicos. Sin embargo, la mayoría de los expertos apuntan a factores psicológicos. El estrés y la fatiga pueden reducir la capacidad de mantener relaciones sexuales de forma sostenida. La mediana edad puede aumentar la probabilidad de sufrir un trastorno orgásmico. Esto se debe a que es más probable que los hombres mayores necesiten estimulación y tarden más en tener un orgasmo.

Excitación sexual

Los hombres deben mantener la excitación sexual para llegar al clímax. Cualquier cosa que les distraiga de su rendimiento sexual puede impedirles llegar al orgasmo. Los hombres que observan su actividad sexual pueden sentirse ansiosos por su rendimiento, lo que puede provocar una pérdida de excitación y un retraso del orgasmo. Una mujer puede percibir como beneficioso el retraso del orgasmo de su marido, ya que puede tardar más en alcanzar el clímax. Algunos manuales matrimoniales recomiendan que los hombres retrasen la eyaculación para poder tener el orgasmo de su mujer. Actitudes similares pueden provocar trastornos orgásmicos y eyaculación precoz. Los conflictos internos también podrían ser un factor contribuyente.

  ¿Sufro de migraña por estrés?

Algunos hombres creen que si no eyaculan no han tenido realmente relaciones sexuales o masturbación. Los hombres que se sienten culpables por la masturbación o el coito pueden optar por retener el orgasmo para hacer frente a su conflicto interno. Otros pueden evitar la eyaculación por miedo a tener un hijo. El tratamiento cognitivo-conductual se centra en la relación de pareja y sus actitudes mutuas. Los terapeutas se esfuerzan por fomentar una comunicación abierta, especialmente en lo que respecta a las cuestiones sexuales. Para abordar el problema, la mujer aprende a estimular el pene del hombre y le pide sugerencias para maximizar el placer. Después de estimularle hasta el orgasmo, lo que puede llevar varias sesiones, pasan al coito.

Climax

Primero, señalará que está cerca del clímax. A continuación, comenzará a provocar la excitación sexual. Finalmente, volverá a funcionar con normalidad. La terapia psicodinámica y la terapia de pareja se centran más en el individuo y la relación. Si un marido está ansioso por su capacidad de satisfacer sus deseos sexuales, la terapia de pareja y las técnicas psicodinámicas pueden ayudarle. La terapia de pareja aborda estas motivaciones mixtas y pretende mejorar la relación tratando el trastorno orgásmico. La terapia de pareja suele combinarse con técnicas psicodinámicas y un enfoque cognitivo-conductual.

Prostatitis

La prostatitis afecta a la mitad de los hombres en algún momento de su vida. Sin embargo, sólo 15% de los hombres han oído hablar de ella, según una encuesta de la Fundación Americana de Enfermedades Urológicas. Este trastorno puede causar eyaculación dolorosa u otros síntomas. Algunas formas de prostatitis pueden tratarse con los medicamentos adecuados. Merece la pena saber más sobre los síntomas y cómo cuidarse cuando se tiene un problema. El cuidado adecuado del pene puede ayudar a los hombres a prevenir la prostatitis. La próstata es una pequeña glándula del tamaño de una nuez que se encuentra debajo de la vejiga. La próstata forma parte del aparato reproductor. Produce semen. Sin embargo, comparte la misma vía que los riñones. Esta vía compartida puede provocar infecciones.

  ¿Qué hay que saber sobre los riesgos sanitarios en la universidad?

La prostatitis puede estar causada por bacterias presentes en la orina. Aunque el dolor puede ser intenso, los antibióticos pueden tratarla rápidamente y devolver al hombre a su estado normal. Sin embargo, no todos los hombres pueden seguir una señal tan audaz. Algunas infecciones sutiles pueden causar síntomas leves fáciles de ignorar para los hombres. Los hombres pueden notar una sensación de pesadez, dolor leve al orinar o al eyacular. Otras formas de prostatitis pueden no causar ningún síntoma evidente, salvo una leve hinchazón que el médico podría observar durante un examen rutinario.

Afección común

La prostatitis es una afección frecuente, pero también es cierto que sigue siendo un misterio para los profesionales médicos. Las relaciones sexuales sin protección son un factor de riesgo de prostatitis en los hombres jóvenes. Algunos casos de enfermedades de transmisión sexual como el VIH/SIDA o la clamidia se han relacionado con la prostatitis. Los hombres que están muy enfermos o que necesitan que se les coloque un catéter mientras se recuperan de una intervención quirúrgica también pueden correr el riesgo de desarrollar prostatitis. Este tipo de intervenciones médicas pueden introducir bacterias en el organismo y provocar infecciones en muchos lugares. Aunque los médicos no son capaces de explicar por qué algunos hombres desarrollan prostatitis, se sigue investigando sobre este importante tema. La prostatitis puede diagnosticarse acudiendo al médico.

Un examen de próstata seguido de pruebas de laboratorio y análisis de orina podría ayudar a los médicos a determinar la causa. Pueden recetarse medicamentos para aliviar los síntomas o eliminar por completo el problema. Los hombres pueden curarse más rápidamente si tienen un caso casero que complemente su tratamiento médico.

Consejo final

Una persona debe beber al menos ocho vasos de 8 onzas de agua al día para eliminar las bacterias nocivas. Estos organismos se desplazan rápidamente por el cuerpo si se está adecuadamente hidratado. Es una buena idea ir al baño siempre que surjan ganas de orinar. Las bacterias podrán abandonar el cuerpo lo antes posible.

  ¿Cómo acabar con el picor de mi pene?

 

Artículo anterior¿Cómo durar más durante el sexo?
Artículo siguiente¿Cuáles son los síntomas del cáncer de pene?